La actividad económica en baja

Según cifras de agosto, la industria, el comercio y transporte son las principales causas de la caída del 1,6%, respecto de agosto de 2017.

La actividad económica en baja

Producto de la retracción de la industria, el comercio, y en menor medida laconstrucción, la actividad económica mostró una caída de 1,6% en agosto, conrespecto al mismo mes del 2017.

Con este descenso, se acumula una merma total de 0,9% en el año, según informó elINDEC a través de su Estimador Mensual de la Actividad Económica (EMAE). Además, es el quinto mes consecutivo en el que se produce un resultado negativo.

En tanto, el indicador desestacionalizado creció 1,3% respecto a julio pasado.

En cuanto al desempeño de los distintos sectores de actividad, entre los que máscayeron figuran el comercio mayorista, minorista y reparaciones, con una bajainteranual de 5%; la industria manufacturera, que decreció un 4,1% interanual; “otras actividades de servicios comunitarios, sociales y personales”, con una mermadel 3,4% y transporte y comunicaciones, con un descenso del 3%. Mientras que laconstrucción bajó sólo un 0,7%.

Por el contrario, el sector "pesca" es el que más ascenso tuvo, con un crecimientointeranual del 13,2%; intermediación financiera tuvo un alza del 7,1%; electricidad, gas y agua creció un 3,3% y agricultura, ganadería, caza y silvicultura aumentó 2,2%.

Los números de agosto no tienen aún el impacto de la crisis cambiaria, y se esperaque en los próximos meses la actividad siga contrayéndose, como lo proyectan lasconsultoras privadas.

Expectativas 2018-2019
El Gobierno admitió que la economía caerá este año 2,4% y tendrá luego unacontracción 0,5% en 2018. Estos datos surgen de la ley de Presupuesto que en lamadrugada de este jueves logró media sanción en la cámara de Diputados.

La retracción estará relacionada, según expresó el ministro de Hacienda, NicolásDujovne, por un lado, con “la gran sequía que afectó la producción agrícola enespecial durante el primer cuatrimestre del año, luego la inestabilidad financiera, que afectó la llegada de inversiones, y por último la causa del pago de coimas en laobra pública”, conocida como “la causa de los cuadernos”, que generó una bajaadicional en la inversión del sector construcción.

En esta línea, tanto la calificadora Fitch Ratings como el Banco Mundial pronosticanuna caída del 2,5% para la economía del país para este año.

"La confianza de los inversores en relación con la deuda de Argentina se hadeteriorado desde junio, cuando el crédito del FMI se puso en marcha. Esto sugiereque el préstamo no ha logrado estabilizar los mercados ni catalizar los fondosprivados, como era su intención", explicó Fitch sobre la compleja situaciónArgentina.

El nivel de expectativa actual difiere notablemente de lo que se preveía a mitad deaño. Por ejemplo, a fines de junio, JP Morgan proyectaba un crecimiento del PBI del0,7% para 2018 y una suba de 0,6% para 219.

Apuesta a las exportaciones
En el marco de las medidas de estabilización cambiaria y las destinadas a lograr elequilibrio fiscal, Dujovne anticipó que en los últimos meses de este año "vemos unareacción muy fuerte de comercio exterior, lo cual está impactando en la demandaagregada”.

En septiembre, y por primera vez en 20 meses, la balanza comercial arrojósuperávit, esta vez de u$s 314 millones, aunque en un contexto de retracción de lascantidades vendidas.

Dujovne, quien habló sobre las proyecciones macroeconómicas la semana pasada enel Coloquio de IDEA, adelantó que “el salario real va a tener a partir de noviembreuna recuperación que se va a consolidar en los meses siguientes" por la suba de lossalarios vinculados a los ajustes por inflación, y consideró que a partir de esa mejorael consumo "comenzará a reactivarse".

El ministro reiteró ante los empresarios que el Gobierno podrá cumplir con elobjetivo de alcanzar el equilibrio fiscal primario "en una año" y también la meta deeste año "sin utilizar los ajustadores que tenemos autorizados en el acuerdo deentendimiento con el FMI".

"Los resultados de corto plazo de este año no son los que esperábamos, pero cuandoveamos en unos años esta corrección macroeconómica, (de equilibrio fiscal) va a servista como el momento en el que Argentina cambió para siempre. No hubo uncambio de plan, hubo un cambio en el ritmo" con el que se venían haciendo lasreformas.

Ver informe del INDEC haciendo click aquí.

Fuente: IProfesional