Problemas con el arbolado en la vía pública

Se pueden reportar a través de la Línea 147, completando un formulario online o acercándose a la sede comunal correspondiente.

Problemas con el arbolado en la vía pública

Ante temporales o roturas en la vía pública, la Ciudad ofrece la posibilidad de solicitar la poda de ramas o raíces de árboles ubicados en veredas, el retiro de ejemplares en malas condiciones o el arreglo de veredas afectadas.

Las ramas o raíces de un árbol deben ser podadas cuando tapan luminarias públicas o semáforos, invaden la propiedad privada o bien cuando existe el riesgo de que se caigan, como en el caso de las ramas secas o quebradas.

En tanto, el corte de raíces se realiza cuando éstas levantan y rompen las veredas u obturan o destruyen caños, desagües y medianeras. Si el árbol está seco o es irrecuperable, por su estado de salud, también puede pedirse que se lo reemplace por otro.

Asimismo, no corresponde pedir la poda o retiro de un árbol cuando se encuentran en buen estado, así como tampoco pueden cortarse las ramas de un árbol para evitar alergias o suciedad en la calle o vereda, ni porque se obstruya la luz del sol o la visibilidad de carteles privados.

Los requisitos para solicitar estos trabajos son los siguientes:

  • Explicar brevemente los motivos de la solicitud y dejar algunos datos: nombre, apellido, dirección y teléfono. El número de solicitud servirá como comprobante del trámite y facilitará el seguimiento.

Pasos para realizar el trámite

1 El reclamo puede efectuarse:

2 Quién puede efectuarlo:

Cualquier ciudadana/o puede reclamar sobre los árboles correspondientes a su frente de vereda.

Mantenimiento del arbolado en la Ciudad

A través de los trabajos de poda, corte de raíces, extracción de ejemplares en riesgo de caída y plantaciones, la Secretaría de Descentralización busca brindar seguridad y mejorar la apariencia de los barrios.

Las tareas apuntan a mejorar la seguridad de los vecinos y la salud de los árboles. Por eso, todos los años se llevan adelante trabajos de mantenimiento del arbolado para brindar mayor iluminación por las noches y reducir el riesgo de caída de ramas por tormentas y vientos fuertes.



Tipos de Poda

  • Poda invernal (mediados de mayo-fin de agosto): es intensiva y comprende la poda de reducción de la copa. 

  • Poda de mantenimiento (todo el año, menos los meses de veda): es una poda menos intensiva y afecta en menor escala la estructura del árbol. 

  • Poda de formación: corte de ramas inferiores y balanceo de copa. 

  • Poda de aclareo: corte de ramas superiores para permitir iluminación y aire al árbol. 

  • Poda de balanceo: corte de ramas que desequilibran su peso. 

  • Poda de limpieza: corte de ramas secas y de ramas desgajadas. 

  • Poda por invasión de medianera/despeje de luminarias: corte de ramas laterales que afecten el frente de viviendas y obstaculicen el alumbrado.

 Secretaría de Descentralización.

Preservación de los ejemplares

Las tareas están concebidas para conservar los árboles y mejorar su desarrollo, considerando la importancia que cada una de las especies tiene para los vecinos.

Los ejemplares actúan como pantalla para reducir ruidos, moderan las altas temperaturas y disminuyen la polución y el CO2 atmosféricos, mejorando la calidad del aire, además de preservar la memoria histórica de la Ciudad.

Además, la poda representa una actividad fundamental para la sustentabilidad del ambiente en la Ciudad y la seguridad de los vecinos.

Los cuidados que engloba incluyen cortes de ramas laterales que afectan los frentes de las viviendas y obstaculizan el alumbrado; mejora de la formación de las especies de un modo saludable; limpieza de ramas que afectan el correcto desarrollo del resto de su fisonomía y corte de ramas superiores que permiten el aireado del árbol.

La campaña de poda invernal es la más importante del año y se trabaja de forma intensiva. Si bien estas actividades finalizan en septiembre, a lo largo de los 365 días los trabajos continúan enfocados a situaciones de emergencia, el corte de raíces o el despeje de luminarias.

 Secretaría de Descentralización.

Tareas que realiza el equipo de arbolado

  • Solucionar los problemas producidos por el crecimiento excesivo de árboles en lugares donde tienen poco espacio para crecer, o que están cercanos a casas y techos con riesgo de quebrarse y producir daños mayores. 

  • Retirar las raíces que levantan veredas, caños, medianeras, etcétera. 

  • También se realizan podas de estación, previo a primavera, para el futuro crecimiento saludable y con buena forma de los ejemplares.



Época de poda

Las razones para podar en invierno son:

  • Una poda durante el crecimiento fuerte de primavera y verano elimina muchas hojas y supone un castigo para el árbol porque se reducen estas “fábricas” de savia elaborada que son las hojas. La consecuencia es un detenimiento en el crecimiento y el debilitamiento del ejemplar. 

  • Algunas especies como los Arces, Abedules, Palos Borrachos, Sauces, Álamos, Lapacho y Nogales pierden mucha savia si se podan en primavera o verano, a excepción de los Jacarandaes, en primavera, y las Tipas, en verano, que pese a su sangrado tienen cicatrización más rápida por hallarse activa su sabia. 

  • Las Coníferas (por ejemplo, los Pinos) con la poda en invierno reduce al mínimo la pérdida de savia y resina por el corte de ramas. 

  • En invierno la diseminación de ciertos hongos que pueden aprovechar las heridas de los cortes para infectar están más inactivos.

Fuente: GCBA