Accidentes con la electricidad

Prescripciones generales para evitar accidentes con la electricidad en el trabajo.

Accidentes con la electricidad

La presencia de energía eléctrica tanto en operaciones con Tensión o sin Tensión, y en niveles de energía de baja, media o alta tensión, involucra en sí mismo, un riesgo en la ejecución de los trabajos debido a diferentes factores vinculados al ambiente, diseños de equipamiento, apresuramientos operativos y de mantenimiento.

El nivel de logística operativa, el conocimiento de toda la cuadrilla que participa de la tarea, el modo en que se involucra cada trabajador en la misma y su convicción sobre los conceptos de seguridad necesarios para llevarla a cabo, son sólo una parte del espectro a tener en cuenta para ejecutar un trabajo en forma segura.

En primer lugar es necesario establecer los requisitos básicos que deben observarse en la preparación, realización de trabajos, maniobras de operación, mantenimiento y modificación de instalaciones eléctricas de baja y alta tensión, estando con y sin tensión mientras se ejecutan aquéllos, con el propósito de garantizar la seguridad de las personas y de las instalaciones involucradas.

Para realizar todos los trabajos se tomarán las medidas necesarias de prevención, aunque ello signifique una mayor duración del mismo y/o la interrupción del servicio. Se testearán previamente todas las herramientas de trabajo, no se permitirán tareas múltiples por parte de ningún operario y todas las maniobras deberán ser certificadas por escrito por el supervisor o jefe de equipo.

A continuación se detallan algunas prescripciones generales para evitar accidentes:
• Cada trabajador es responsable de su propia seguridad en el grado que le compete, debiendo en todos los casos, proceder en forma segura y evitando ocasionar accidentes a sí mismo, a otros trabajadores, a terceros o a equipos e instalaciones.
• Delimitar y señalizar la zona de trabajo.
• Poner a tierra y en cortocircuito todas las posibles fuentes de tensión.
• Desconectar la instalación: cortar en forma efectiva y visible todas las fuentes de tensión.
• Verificar la ausencia de tensión: En cada una de las fases y en el conductor neutro, en caso de existir. 
• Evitar cualquier posible retroalimentación: Bloquear los aparatos de corte.
Las Buenas Prácticas Laborales, promovidas desde el compromiso empresarial, con el monitoreo de las condiciones de trabajo y la capacitación permanente de las cuadrillas, contribuyen a prevenir enfermedades y accidentes fatales y forjar una cultura del trabajo decente.

Para mayor información consultar el Manual de Buenas Practicas

Fuente: SRT