¿Aumentan las expensas con el nuevo Código Civil?

Algunos consideran que habrá una suba porque gastos que antes eran asumidos por los propietarios ahora Los pagará el inquilino.

¿Aumentan las expensas con el nuevo Código Civil?

¿Aumentan las expensas con el nuevo Código Civil? Las posturas son contradictorias: algunos consideran que habrá una suba porque algunos gastos que antes eran asumidos por los propietarios ahora serán responsabilidad de quien alquila. Otros dicen que no hubo ningún cambio que justifique ese incremento.

Los que consideran que habrá un aumento de expensas resaltan que, con la reforma, se estableció como expensas ordinarias a algunos rubros que hasta el momento estaban incluidos como gastos extraordinarios (y eran pagados por los propietarios del inmueble).

La advertencia fue realizada –entre otros- por la Cámara de Administradores de Consorcios de La Plata, donde aseguran que "el porcentaje dependerá de cada consorcio y de los gastos que deban afrontar", por lo cual el incremento no será uniforme.

Ariel Coppari, vicepresidente de la entidad, dijo que "los gastos de reparación, estética y mantenimiento del edificio pasarán a formar parte de los gastos comunes. Aquel que es propietario afrontará los mismos costos, pero se puede encarecer para los inquilinos, que deben pagar las expensas ordinarias", se consigna el diario El Día de esa ciudad.

Reparar una conexión de agua, instalar una rampa para discapacitados pasará a ser un gasto común

Ahora, reparar una conexión de agua, e instalar una rampa para discapacitados en caso de que no la tuviera, pasará a ser un gasto común, mientras que será un gasto extraordinario aquel que sume valor agregado al edificio (instalar un solárium o comprar un grupo electrógeno, por ejemplo), de acuerdo a esa postura.

El presidente de la Cámara Argentina de la Propiedad Horizontal y actividades inmobiliarias, Daniel Tocco, por el contrario, destacó a minutouno.com que la reforma del Nuevo Código Civil no justifica "ningún tipo de incremento en las expensas para los inquilinos".

Lejos de ser perjudicial esta reforma tiene un aspecto sumamente positivo. "Se terminó con la eterna discusión en algunos edificios sobre hasta dónde el arreglo de un caño de aguacorrespondía o no al consorcio", aseguró Tocco.

Es que quedó establecido que serán comunes "los cimientos, columnas, vigas portantes, muros maestros y demás estructuras, incluso en los balcones, así como las cañerías que conducen fluidos o energía en toda su extensión, y los cableados hasta su ingreso a la unidad funcional inclusive, y las instalaciones necesarias para la accesibilidad y circulación de personas con discapacidad".

En coincidencia, el representante de la Asociación de Defensa del Consumidor "Protectora", Mario Vadillo, destacó que "es una gran patraña asegurar que habrá una suba de expensaspara los inquilinos a raíz de la reforma".

"El nuevo código no hace variar mucho a lo que ya estaba vigente: hacerse cargo de lasinstalaciones sanitarias de las partes comunes es algo que siempre debe hacerse", explicó. La obligación de las rampas para acceso de discapacitados ya regía por una ley anterior.

Fuente: IProfesional